Atencin

El blog de Jos Mijares

     

, 19:45

Cronicas Antarticas. Capitulo 2

Publicado por Jose Mijares  |  0 comentarios





Este invierno ha nevado mucho menos en la base respecto a los anteriores, por ello la apertura ha resultado ms fcil y ha podido hacerse en relativamente poco tiempo. En el momento del desembarco los pinginos que pueblan esta playa de la isla Livingstone miraban con cara de asombro los visitantes que, ao tras ao, llegan a estas costas vestidos como marcianos y con toda clase de cachivaches raros a cuestas. Un total de quince personas fuimos bajando de la zodiac que, de seis en seis, nos iba depositando en la playa junto con nuestro equipo personal.

Una vez que todo el mundo pis tierra comenzaron las labores de descarga y que, interrumpidas por la noche, se reanudaron a las seis de la maana del da siguiente hasta la tarde. Meses de tranquilidad y de noche polar que repentinamente se rompen en cuanto el primer humano de la temporada pone el pie sobre las negras piedras de la playa. Desde motores, maquinas de extrema precisin hasta berenjenas y nabos son descargados por la tripulacin del buque Las Palmas junto con los tcnicos de la BAE Juan Carlos I. Llegaron los hombres.

Nosotros, los tcnicos, nos dividimos en equipos cada uno con una misin concreta. Un grupo se encargar de encontrar agua y llenar los depsitos con una bomba, otro encender los motores y dar energa a la base. Otro equipo ir paleando la nieve y abriendo los diferentes mdulos que la componen. Parece mentira que en apenas unas horas nos encontremos todos en un cmodo y familiar saln de madera delante de la comida. El aparente conjunto de fros contenedores visto desde fuera se ha transformado en un acogedor hogar donde todos nos reunimos al calor de la cena.

Las labores continan el da siguiente y despus de comer el Las Palmas marcha. Ahora inicia la puesta a punto de la base que en algo ms de una semana recibir la primera visita de los investigadores. Hasta entonces se ha de preparar todo para que la vida en ella resulte lo ms agradable posible y para que cumpla con su objetivo.

Aqu vivimos un total de quince personas, en condiciones buenas pero exigentes en algunos aspectos. La base es autnoma y debe funcionar siguiendo el protocolo establecido en el Tratado Antrtico. Los residuos son escrupulosamente separados, incinerados, reciclados o compactados y enviados al continente segn el caso. La reserva de agua es escasa y las duchas estn reguladas (hoy me duch por primera vez y me toca el lunes que viene). Hasta que la fosa est funcionando bien se ha de cagar en una bolsa para luego quemarla. El pobre encargado de la fosa (bilogo) recibe al da ms de veinte veces la pregunta de: Se puede usar ya el bao? Con cara consternada sigue respondiendo que no pacientemente a todos. Uno se acostumbra a todo.

As van pasando los das, entre grandes comilonas y mucho trabajo. Con el calor de la base por las noches y el fro del glaciar durante el da.


En la pgina web de la Unidad de Tecnologa Marina del CSIC se pueden ver fotos e informacin de la campaa:




www.csic.es.

Hilo Moreno 26/11/08
Mas informacion en www.sietedehielo.com





Comentarios sobre este Post
0 usuarios han realizado 0 comentarios
    No existen comentarios para este post
Introduce tu comentario
Para introducir un comentario debes identificarte en Barrabes.com. Haz clic aqu para identificarte
Sobre este Blog
Blog creado por Jose Mijares el 26/01/2009

Travesias por Laponia, Svalbard, viajes con Lonchas y muy de vez en cuando...reflexiones


Archivo

ltimos Posts