Atencin

Las montaas como pretexto

     

, 12:27

EL CHALTN vs. VILLA OHIGGINS

Publicado por Snaefells  |  3 comentarios




El mejor trek de la Patagonia y las disputas fronterizas

La historia
Cuando Argentina y Chile alcanzaron la independencia de Espaa hace dos siglos, el conocimiento que se tena del extremo sur americano era bien escaso. Antes, durante los tiempos de la colonia, slo se haban reconocido las zonas costeras por su valor estratgico en la navegacin entre los dos ocanos, el Atlntico y el Pacfico, mientras los territorios del interior seguan siendo, como siempre, el pas de unos pocos indgenas que ya Magallanes haba bautizado exageradamente como patagones (mapuches en la Patagonia chilena y tehuelches en la Argentina) y que despus algunos jesuitas tambin quisieron bautizar como cristianos.
Tras la independencia, los dos nuevos pases trataron de fortalecer sus posiciones en esos territorios donde la frontera, marcada en la cordillera de los Andes "por las ms altas cumbres que dividen las aguas", era una pura entelequia. Y lo hicieron abriendo el territorio de la Patagonia a una colonizacin que no haba habido antes, con criollos del norte y, si stos eran insuficientes, con colonos alemanes, galeses, italianos, daneses en una particular "marcha hacia el Oeste", que en este caso se dirigi al sur y como siempre a despecho de los indios.
Los estancieros asentados en los boscosos senos del Pacfico saban sin duda que estaban en Chile, y en Argentina los de las ridas estepas que daban al Atlntico. Pero en las proximidades de la cordillera no; especialmente donde los Hielos Continentales dan una configuracin a los Andes en la que el eje cordillerano es confuso y poco tiene que ver con la divisoria de aguas. Pero esto no se supo, y an no del todo, hasta las exploraciones de Francisco P. Moreno y del padre De Agostini.

Cuando en los aos cincuenta del pasado siglo se escal por primera vez el cerro Fitz Roy, en el borde oriental del Hielo Continental Sur cerca del lago Viedma, all slo haba algunas estancias cuyos colonos provenan unos de Argentina y otros de Chile sin tener claro ninguno en qu pas se encontraban.
Hoy, a donde slo llegaba una mala pista de ripio llega el asfalto desde la Ruta 40 que recorre toda la Patagonia argentina de sur a norte y donde no haba nadie se asienta una poblacin que supera el millar de habitantes y proclama su argentinidad como "capital nacional del trekking". Es El Chaltn. Su avenida principal lleva el nombre del General San Martn, el libertador, y otras se llaman Andreas Madsen, un antiguo estanciero, o Lionel Terray, el vencedor del Fitz. Hay un puesto de la Gendarmera.

No lejos de all, en el brazo norte de un lago que los chilenos llaman OHiggins, tambin ha crecido de la nada otra poblacin que lleva ese nombre, el de su libertador, reforzando la chilenidad de la zona. Pero las reclamaciones de soberana desde ese lado, el chileno, siempre han sido ms dificultosas debido a la compleja orografa de su Patagonia, llena de fiordos que llaman senos, de glaciares que llaman ventisqueros y de montaas que llaman cerros. De manera que los primeros colonos chilenos no llegaron desde all, sino de Puerto Natales, mucho ms al sur, remontando por el lado argentino; como los Mancilla, asentados en la orilla sur del lago.
Hoy, a Villa OHiggins, una aldea de quinientos habitantes, slo llega una mala pista de ripio desde los aos noventa con el rimbombante nombre de Carretera Austral. No pasa de all. Hay un puesto de Carabineros.

Entre ambas localidades se despliega uno de los paisajes ms abrumadoramente hermosos del planeta que en su tramo central slo puede hacerse a pie porque ninguna carretera lo atraviesa, ni siquiera de ripio. Argentinos y chilenos an viven de espaldas, pero no lo harn por mucho tiempo
Hoy, probablemente sea el mejor sendero de la Patagonia. Maana podr hacerse en coche.

El conflicto
En el Chaltn siempre sopla un viento inmisericorde. Viene desde Chile, de donde dicen no llega nada bueno, y se encajona desde la laguna del Desierto por el valle del ro Las Vueltas. Las nubes que arrastra quedan enganchadas en las cumbres lanzando rachas de cellisca sobre el pueblo y despus sale seco a campo abierto en las orillas del lago Viedma.
Cuando todava estas tierras del sur de la Patagonia eran de verdad el fin del mundo, se acord entre los dos pases con razonable ignorancia que su frontera poltica estara marcada por la divisoria de aguas de la cordillera de los Andes (Tratado de Lmites de 1881). Pero no iba a ser tan sencillo.
Ya desde antes, colonos argentinos y chilenos se haban ido instalando en la zona. Entre otros, los Seplveda se asentaron al sur de la laguna del Desierto, los Mancilla en la orilla del lago OHiggins y los Madsen al pie del Fitz Roy. Olvidados por sus respectivos gobiernos, en realidad ninguno saba si viva en Chile o en Argentina.
En 1953 los norteamericanos realizaron un vuelo fotogrfico para cartografiar mejor la zona, lo que clarific la complicada orografa pero complic las cosas. A diferencia de los antiguos e imprecisos mapas, la laguna del Desierto quedaba definitivamente en el lado argentino.
El gobierno de Buenos Aires llevaba ya un tiempo presionando a los colonos chilenos asentados en el valle del ro Las Vueltas para que regularizaran su situacin en Ro Gallegos, la capital provincial. Algo problemtico, aparte la lejana, cuando algunos ttulos de propiedad de las estancias llevaban el sello del gobierno chileno.
La presin por parte de la gendarmera argentina se acentu sobre ellos a comienzos de los aos sesenta.
El 4 de octubre de 1965 se comunic a Domingo Seplveda en su estancia de la laguna Cndor que, de no demostrar su titularidad, sera desalojado en una semana. Llevaba establecido all desde 1927.
Puesto en contacto con otro chileno, Candelario Mancilla, ste inform de la amenaza en el puesto fronterizo del lago OHiggins y un grupo de cuatro carabineros se desplaz hasta las inmediaciones de la laguna.
Por su parte la gendarmera argentina envi casi un centenar de efectivos al mismo lugar. Un inevitable y desafortunado encuentro en los bosques se sald con un muerto, un herido grave y dos detenidos; todos los sorprendidos carabineros chilenos.
Pasados unos das de exaltacin patritica popular en Santiago y en Buenos Aires, el incidente no fue ms all y los presidentes de ambos pases firmaron un acuerdo provisional que reconoca la nueva situacin, a la espera de lo que decidiera un arbitraje internacional. Tardara en llegar hasta 1994 y resolvi a favor de Argentina.

Unos aos antes, el presidente argentino Ral Alfonsn ya haba decidido fortalecer su posicin en la zona y por la Ley 1171 de 12 de octubre de 1985 fund la aldea que lleva el nombre tehuelche del cerro que la preside: El Chaltn, la montaa humeante, justo en la inhspita confluencia del ro Fitz Roy con el ro Las Vueltas.
Los primeros pobladores no llegaron hasta 1987 y slo lo hicieron atrados por las jugosas ventajas gubernamentales: viviendas y tierras a precios irrisorios, trabajos bien remunerado, pensiones ventajosas, carretera, gas, electricidad, escuela En 1991 slo eran 41. En 2005 ya 900; en 2015 una pequea ciudad de casas de chapas de colores albergaba a 1600 habitantes.

El trekking
El cruce de los Andes patagnicos que conecta ambas localidades es mucho ms que una breve y sencilla caminata de dos das. De entrada, llegar a El Chaltn supone recorrer la Ruta 40 y descubrir de paso la Patagonia argentina, salir de Villa OHiggins supone hacerlo por la Carretera Austral y recorrer la Patagonia chilena.
O al revs, porque la logstica est mejor organizada en la vertiente chilena que en la argentina y la llegada a la laguna del Desierto con el Fitz Roy de teln de fondo es nica. Y se va a favor del viento, que aqu no es poca cosa.
A pie. O, como muchos, en bici pedaleando las dos mticas rutas patagnicas. Con combinacin de bus y barca. Al alcance de cualquiera con un mnimo de espritu aventurero.
La mejor poca es de noviembre a marzo, primavera-verano australes, pero en esos dos meses extremos los servicios de transporte son escasos y el tiempo no es fiable, que siempre lo es poco. Especialmente en el cruce del lago OHiggins porque la barcaza Quetru hace solo un viaje a la semana y depende del oleaje. Algo ms regular es el funcionamiento de la barcaza Huemul en la laguna del Desierto, pero en hora mala se salva a pie por su orilla este.
Si se lleva mucho peso, para el paso a pie de la frontera puede contarse con el apoyo de caballeras en la estancia de Candelario Mancilla. Tambin el alojamiento lo facilita su familia.
Se hace por libre o a travs de Villa OHiggins Expediciones que organiza las conexiones de todos los servicios. En cualquier caso no es barato.



Comentarios sobre este Post
2 usuarios han realizado 3 comentarios
  • 3 - Jose Mijares - 19/03/2016 - 19:55 - Informar de comentario ofensivo

    El trekk que mencionas no lo conozco, aunque baj por la carretera austral en bici el ao 2001 y entonces no exista la posibilidad de cruzar a Argentina por el lago, tu post me ha recordado esa poca. saludos


  • 2 - Snaefells - 19/03/2016 - 19:19 - Informar de comentario ofensivo

    El post s. Pero el trek es un paseo. La vuelta al campo de Hielo Norte es otra historia. Estupendo vdeo.


  • 1 - Jose Mijares - 19/03/2016 - 00:03 - Informar de comentario ofensivo

    Un post muy currado, enhorabuena.


Introduce tu comentario
Para introducir un comentario debes identificarte en Barrabes.com. Haz clic aqu para identificarte
Sobre este Blog
Blog creado por Snaefells el 21/04/2015

Para quienes estn un poco cansados de tanta fotografa y resea tcnica.


Archivo

Mis Categoras

ltimos Posts


Mis Tags